air traffic control tower spain

Read in English

El 3 de diciembre del 2010 el gobierno español decidió tomar acción luego de muchos reclamos por parte de AENA (Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea) debido al excesivo número de horas laborables de los empleados.

Estas nuevas reglas afectarían los beneficios de los trabajadores y recomendaba privatizar parcialmente la administración de los aeropuertos. Consiguiente a estas nuevas condiciones, según el gobierno, entre el 70 y el 90 por ciento de los controladores aéreos abandonó sus puestos de trabajo. Como respuesta el viceprimer ministro de España, Alfredo Perez Rubalcaba, anunció el 4 de diciembre un estado de alerta y ordenó intervención de las fuerzas militares. Durante estas 48 horas las labores en el aeropuerto de Madrid y otros aeropuertos del país fueron suspendidas, ocasionando una cancelación de 4,300 vuelos y alrededor de 600,000 pasajeros se vieron afectados.

Bajo el mando de coroneles del Ejército del Aire, el 4 de diciembre AENA informó que los controladores comenzaron a regresar a sus puestos de trabajo en los distinto aeropuertos. Faltando solo 16 de los 296 controladores, se pudo operar 412 vuelos de los 4300 que estaban previstos y ya al dia siguiente todos los aeropuertos volvieron a su funcionamiento regular.

Tras estos acontecimientos, tribunales nacionales se encontraron con unas 15,000 quejas administrativas por parte de los pasajeros en contra de AENA. Se estimaron unos 10,000 euros en daños por persona, y aunque muchos casos se ganaron, la Corte Central eventualmente comenzó a rechazarlos reusándose a pagar los costos de corte.

Si usted fue afectado por el paro y sostuvo pérdidas monetaria como resultado – usted podría tener un posible reclamo. Favor de contactar a nuestros abogados llenando el formulario.